Aleñá: “¿Ir al Real Madrid? El fútbol da muchas vueltas y nunca se sabe”

El centrocampista del FC Barcelona cedido en el Betis, Carles Aleñá, fue presentado este miércoles como nuevo jugador verdiblanco y por la noche repasó su llegada en los micrófonos del ‘El Larguero’ de la Cadena Ser.

De entrada, sobre su marcha, aseguró que “no es nada fácil y más cuando llevas toda la vida pero al final cuando estás estancado hay que dar un paso y ser valiente”. Lo que sorprendió más fue el final de la entrevista, donde no cerró las puertas al Real Madrid. A la pregunta de si es tan del Barça que nunca iría al equipo blanco, esta fue la respuesta literal de Aleñá: “El fútbol al final da muchas vueltas, nunca sabes, está claro que es el equipo rival, he sido del Barça de toda mi vida, costaría pero siempre me han enseñado que nunca digas nunca porque el futbol da tantas vueltas, pero está claro que es el equipo rival y jamás he sido del Madrid”.

Su relación con Valverde

Aleñá habló también de su salida del Barça y en especial de su relación con Ernesto Valverde. “Me sorprendió que me apartase. Cuando empiezas de titular, una primera parte mala del equipo y ves que te apartan de esta manera fueron unos meses bastante complicados. En ningún momento hubo mal rollo con el entrenador, él lo decidió así y es el que manda. Yo intenté trabajar para volver lo antes posible y tardó muchos meses pero él lo decició así. Está claro que te sorprende, te molesta y te jode un poco”.

El canterano azulgrana añadió que “nunca me dijo nada de por qué pasó. Al final tampoco me tiene que dar explicaciones. Cuando jugaba no me las daba de porque jugaba y tampoco las tiene que dar cuando no juego. Hubo una relación buena y contento por todo lo que ha hecho por mí”. Aleñá confesó que “lo llamé para despedirme, él sabía que me quería ir. A principios de diciembre lo tenía bastante claro, él ya sabía que mi decisión estaba casi tomada y me dejó elegir como podía en mi cláusula y le dije que ojalá nos veamos en el futuro”.

Por último, sobre Valverde, quiso destacar que “también es el que me subió al primer equipo y el año pasado jugué 24 partidos con él, no hay que recriminar”.

La cantera y el primer equipo

Otro de los temas que analizó Aleñá fue el de las oportunidades para los canteranos en el primer equipo del Barça. Carles, conocedor como pocos de lo que cuesta dar el salto, explicó que “hay que pensar que la gente tiene prisa en que la gente suba y dé el paso. Es un paso muy grande, tienes que estar preparado, la exigencia del primer equipo es muy grande con jugadores de talla mundial. Por ejemplo en la media del Barça con jugadores como Arturo Vidal, De Jong, Rakitic… también hay que dar oportunidades a jóvenes como Ansu o Carles Pérez, que se ven que están preparados. Hay que dar oportunidades pero con paciencia y sabiendo que hay que tener el nivel”.

Aleñá dijo un tanto melancólico que “lo que más echaré de menos son los compañeros. Sergi Roberto, Piqué, Jordi Alba, que son los que me juntaba más… pero esto es fútbol”. Y de Messi señaló que “claro que echaré de menos a Messi, quién no lo echaría de menos teniéndolo cada día. Pero desearle toda la suerte al Barça. Tengo marcado en el calendario el partido contra el Barça. No he pensado qué haré si marco, pero está claro que no lo celebraría nunca”.

Por el momento, el tema de volver al Barça lo dejó apartado: “Bueno, está claro que jugar en el Barça es el sueño de muchos, incluso el mío, pero ahora estoy muy centrado aquí y no quiero pensar en el futuro. Estoy muy a gusto, quiero aprovechar estos seis meses y pienso en llevar al Betis a Europa y luego ya se verá”.

Su llegada a Sevilla

Aleñá fue muy bien recibido en Sevilla y él mismo aseguró que “estoy muy contento, un poco raro después de tantos años con la misma camiseta. Los primeros días están siendo espectaculares, todos está siendo de diez, los compañeros, la ciudad… He encontrado un grupo muy bueno, muy humano, me han acogido desde el primer día. Y luego la gente, aquí se vive el fútbol de manera muy pasional las 24 horas y se nota, está siendo muy bonito”.

De su nuevo entrenador, Rubi, explicó que “ya lo conocía de hace tiempo, nos habíamos enfrentado y muy contento, he hablado con él, me ha enseñado la forma que tiene de trabajar y muy contento por ponerme a trabajar con él. Está claro que es un entrenador que sabía que le gustaba mucho jugar al toque y es lo que a mi mejor me iba y ha sido muy importante en la decisión”.

Del interés del Getafe reconoció que “hablé con Cucurella cuando supe del interés, estaba muy agradecido pero mis características lo que mejor me iba era el Betis sin despreciar el juego del Getafe porque esa admirable lo que están haciendo”.

Por último, dos detalles. Sobre el número 24 que lucirá en la espalda. “Cuando llegué, Kaptum se fue y él tenía el 21 y me lo ofrecieron pero yo he estado con él tres años en un vestuario y no me sentía bien cogiendo su número. El 24 de Rubén Castro lo llevaré con orgullo y a intentar defenderlo”. A la pregunta de si ya es antisevillista salió como pudo y dijo que “Bueno, bueno, la verdad que sí cuando llegas al Betis ves la rivalidad que hay y ahora mismo soy del Betis”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *